Estos 20 alimentos te ayudarán a no sufrir infartos


Una de las principales causas de mortalidad en el mundo es las enfermedades relacionadas con el corazón. Además estos problemas suelen derivar de la mala alimentación que cada día está más presente en nuestros hábitos diarios a la hora de comer. Una dieta poco saludable, sumado a la falta de ejercicio y el estrés pueden favorecer la obstrucción de las arterias, lo que aumenta las probabilidades de sufrir un infarto o una embolia cerebral.

Sin embargo, esta lista de alimentos y bebidas ayudan a que las arterias permanezcan libres de obstrucciones. Acompañados de una vida saludable, introducir estos productos en tu dieta habitual te ayudará reducir las posibilidades de sufrir problemas de corazón. 

Salmón



El salmón se considera uno de los alimentos más sanos para el corazón que existen. Esto se debe a que contiene muchos ácidos grasos, que ayudan a reducir y prevenir los altos niveles de colesterol y triglicéridos, así como inflamaciones. Otros opciones saludables son el atún, el arenque y la caballa. Por supuesto, lo mejor es comprar pescado orgánico, si es posible.

Zumo de naranja


El jugo de naranja 100% natural es rico en antioxidantes y contribuye a la salud de los vasos sanguíneos. El jugo de naranja también es conocido por disminuir la presión arterial. Dos vasos de zumo fresco todos los días son suficientes para cubrir la cantidad recomendada de vitamina C, y además aportan otras vitaminas y minerales que tienen un impacto positivo en tu salud.

Café


¡Sí! Al fin hay una razón saludable para tomar una taza de café por las mañanas. Diversos estudios han demostrado que 3 ó 4 tazas al día de esta bebida pueden reducir el riesgo de sufrir un infarto hasta en un 20%. Pero hay que tener en cuenta que el café también tienen efectos negativos en el estómago y que el exceso de cafeína no es especialmente bueno para la salud.

Nueces


Desde hace mucho tiempo es sabido que las nueces contienen grandes dosis de grasas saludables, como los ácidos grasos omega 3 y grasas no saturadas. Estas no solo son beneficiosas en lo que se refiere a los niveles de colesterol, sino que también aportan beneficios a las articulaciones y la memoria. Las nueces y las almendras, en particular, contienen grandes cantidades de estas grasas saludables. Comer un puñado al día puede producir cambios muy positivos.

Caqui


Por ser rico en fibra y esteroles saludables, el caqui puede ayudar a reducir los niveles de colesterol. También se les conoce como la "fruta divina". Además, es dulce y enriquece el sabor de ensaladas o cereales.

Cúrcuma


La cúrcuma contiene altos niveles de curcumina, que posee muchos cualidades. Esta especia ayuda a prevenir la acumulación excesiva de grasa y reduce la inflamación del tejido. La cúrcuma proporciona un agradable sabor a muchos platos y también sirve para preparar deliciosos tés. 

Té verde


El té verde es muy famoso por sus efectos calmantes y potenciadores de energía. Esto se debe a que las hojas del té verde contienen catequina, un antioxidante que reduce la absorción de colesterol y ayuda al metabolismo. Con 1-2 tazas de té al día será suficiente para que aproveches sus beneficios al máximo.

Sandía



La fruta del verano por excelencia no solo es refrescante, sino que además dilata los vasos sanguíneos, favoreciendo la producción de óxido nítrico. ¡Un trozo de sandía de vez en cuando puede hacer milagros!

Cereales integrales


La harina integral también te ayuda a prevenir el colesterol alto. Además, es rica en fibra. que al unirse al colesterol, evita que este se acumule en las arterias. Los alimentos con alto contenido integral no solo previenen el desarrollo del colesterol, sino que también ayudan a eliminar el que ya existe. La avena, el arroz integral, y el pan de grano integral son buenas fuentes de cereales integrales.

Queso


El queso no siempre tiene buena reputación en lo que se refiere al colesterol. Sin embargo, si no se consume en exceso, lo cierto es que puede ayudar a reducir la presión sanguínea y los niveles de colesterol.

Algas marinas


La lista de componentes saludables de las algas marinas es alucinante: las algas contienen numerosos minerales, proteínas, antioxidantes y carotenoides. Su consumo regular puede ayudar a regular la presión arterial y ensanchar los vasos sanguíneos. Ambos efectos son beneficiosos para la circulación. Quienes consuman algas con frecuencia pueden reducir su colesterol hasta en un 15%.

Arándanos


Los arándanos son una gran fuente de potasio. Si bebes con frecuencia zumo de arándanos, puedes incrementar tu colesterol bueno y reducir el malo. Se ha demostrado que consumir dos vasos al día disminuye el riesgo de infarto hasta en un 40%.

Canela


Además de ser deliciosa en té o en productos horneados, también es una importante herramienta para luchar contra el colesterol elevado, ya que previene su acumulación en las arterias. Incluso una cucharadita al día tiene un efecto notable.

Granada


Las granadas son ricas en fitoquímicos, que favorecen la producción de óxido nítrico de forma natural; esto, a su vez, ayuda a la circulación. Esta exótica fruta le proporciona un excelente toque de sabor a las ensaladas. El zumo de granada es otra alternativa saludable.

Espinacas


No solo fortalecen los músculos de Popeye; las espinacas también ayudan a limpiar las arterias y reducen la presión sanguínea. A pesar de que el mito del alto contenido de hierro de las espinacas se desmintió ya hace mucho, se sigue siendo reconociendo su alto contenido en potasio y ácido fólico. Ambos componentes disminuyen el riesgo de ataques de corazón y refuerzan el tejido muscular.

Aceite de oliva


La cocina mediterránea conoce desde hace mucho tiempo el secreto de una buena salud: aceite de oliva de gran calidad. El aceite de oliva virgen (prensado en frío) aporta al cuerpo grasas buenas y disminuye los niveles de colesterol. Esto puede reducir el riesgo de infarto hasta en un 41%. ¡Guau! 

Brócoli


Esta verde y poderosa verdura, rebosante de vitamina K, previene la formación de calcio en las arterias. También tiene beneficios sobre la presión arterial y los niveles de colesterol. Ya lo comas crudo, en aperitivo, o bien como parte de una comida completa, el brócoli le aportará una dosis extra de nutrientes a tu día.

Aguacate


No es ningún misterio que el aguacate tiene maravillosos beneficios para la salud. Las grasas del aguacate ayudan a mantener un equilibrio saludable entre el colesterol bueno y el malo, lo que resulta vital para las arterias. Esta fruta tan versátil es deliciosa en ensaladas, untada en el pan, o sola con un poquito de sal y pimienta.

Espárragos


Los espárragos son un estupendo aliado contra el colesterol alto. Las propiedades del espárrago previenen la obstrucción y la inflamación de las venas. Los espárragos son deliciosos como plato principal, o como acompañamiento de pasta o patatas.

¡Qué selección tan variada de alimentos saludables para el corazón! Estoy seguro de que con tantos, todos encontraremos al menos uno que nos guste. ¡Me encanta cuando lo delicioso y lo saludable van de la mano!