Este pueblo fue abandonado por el ser humano y ya ha sido conquistado por la naturaleza


En cuanto el ser humano se descuida, la naturaleza siempre se abre paso. Es lo que ha ocurrido en China, dentro del Archipiélago Shengsi. Lo forman cerca de 400 islas, pero sólo 18 de ellas son habitables. Una de ellas esconde un secreto impresionante.

El fotógrafo Jane Green hizo algunas escalofriantes fotografías de una aldea pesquera abandonada. Inhabitada, con el paso del tiempo se está enverdeciendo con plantas trepadoras y otras plantas nativas. Esto hace que los edificios parezcan que estén surgiendo de la tierra.

Aquí vemos los edificios, que han sido enverdecidos por completo, dándoles una apariencia fantasmal.







Las viviendas en sí son ahora reliquias de una época pasada. Algunos se aferran dándole un toque personal, como el borde decorativo en este tejado.




Nadie saber por qué este poblado ha sido abandonado, pero parece que ha estado vacío por un tiempo. Esto nos da una pista de cómo se vería el hábitat humano si desapareciera de pronto y la madre naturaleza empezara a reclamar lo que es suyo. Los lugares abandonados a menudo nos producen una sensación de intranquilidad, pero esta ciudad durmiente está completamente tranquila.

La naturaleza pronto reclamará cada remanente de vida humana en este lugar.


Pero hay que decir, que todavía resulta fácil imaginar a la gente viviendo ahí hace tiempo.







No cabe duda de que este pueblo está más allá de lo normal. Algunas personas en la Red se han disputado su localización exacta, pero puede que sea para su bien. Siempre que no haya demasiados turistas asaltándolo, este apacible lugar sin rastro de humanidad podrá permanecer escondido e imperturbable.

Fotos: Douban / Jane Green