Con este fácil truco tu casa estará siempre bien perfumada


Qué mejor que encontrarte tu casa siempre bien perfumada. Sin embargo, a veces los ambientadores son caros además de que su efecto dura poco tiempo. Para solucionarlo, te ofrecemos un fácil truco para que te dé gusto abrir la nariz al entrar por la puerta de tu casa.

No sólo resulta mucho más económico, también mucho más efectivo y duradero. Para ello utilizaremos un intensificador de olores, que son unas perlas de fragancia, de las cuales puedes encontrar una gran variedad.



¿QUÉ NECESITAMOS?

– 1/4 de taza de las perlas intensificadoras de fragancia
– 4 cucharadas de bicarbonato de sodio
– 1 taza de agua hirviendo
– Una botella pulverizadora

En un bol, pon el bicarbonato y añade las perlas. Después vierte cuidadosamente el agua caliente y remueve un poco para que todo se mezcle bien. Dejamos reposar la mezcla durante al menos 30 minutos, el tiempo necesario para que las perlas se disuelvan.


Una vez tengamos un líquido homogéneo, vierte la mezcla en la botella pulverizadora con la ayuda de un embudo.



Puedes utilizar este ambientador sobre casi cualquier superficie, funciona con telas de alfombras, cortinas, sábanas, y por supuesto, en el ambiente de tu casa.