Los 10 mayores 'Antes y Después' de perros abandonados


Tener una mascota es siempre una gran responsabilidad. Mucha gente no acaba de comprender que al adoptar a un animal adquieres un compromiso con el de por vida. Una mascota no es como un juguete que te puedes comprar y tirar cuando quieras, es un ser vivo que siente y sufre y solo te tiene a ti para cuidarlo.

Por eso, antes de adoptar a un animal, cada persona debe plantearse si está dispuesta a realizar este “sacrificio”. Si no estás seguro de que puedas asumir esta responsabilidad lo mejor es que te compres una planta.

Por suerte hay gente con un gran corazón en todas partes de nuestro planeta que se dedican a rescatar animales abandonados, colmarlos de amor y cuidados para darles una segunda oportunidad.

Hoy os traemos varias fotografías que muestran el antes y el después de varios perros rescatados. Os adelantamos que son imágenes bastante duras para todos aquellos que seas amantes de los animales, pero por suerte todas sus historias han tenido un final feliz.

Este es Chester


Esta cachorrilla fue recogida en las calles de Sri Lanka. Acribillada por sarna y parasitos, sufría también una infección ocular que la dejó ciega de un ojo. Cuando llegó a la clínica de la fundación Dogstar estaba completamente desnutrida y tenía una severa deficiencia de calcio.


Al poco tiempo y después de darle el tratamiento necesario, Chester está como podéis ver en la imagen. No me digas que no es una cachorrita preciosa.

Este pequeño se llama Errol


Errol había sufrido malos tratos de su anterior dueño. Por este motivo no se fiaba de los humanos y no dejaba que nadie lo tocase.


Con paciencia y ternura Errol empezó a confiar de nuevo en las personas. Sus problemas de piel y uñas fueron tratados y fue alimentado como debe serlo cualquier ser vivo. El cariño de sus cuidadores lo transformó en el magnifico ejemplar que puedes ver en la foto de arriba. ¿Quién diría que es el mismo perro?


Aquí tenemos a Mango


Mango fue encontrado demacrado y con un aspecto lamentable. La sarna había hecho estragos en su piel y apenas le quedaba pelo. Tenía el cuerpo lleno de llagas y una de sus patas parecía torcida en un ángulo muy poco natural. Con amor, comida y un tratamiento para sus heridas Mango es ahora un perro muy diferente al que era cuando vivía en la calle.

Os presentamos a Nero


Nero sufrió malos tratos por parte de algún humano desconsiderado, así como problemas en la piel, heridas y una de sus patas estaba rota.


Con los cuidados adecuados Nero es ahora como podéis ver en la foto. Es un perro muy cariñoso y solo busca la compañía humana. No deja escapar ni un detalle de lo que pasa a su alrededor levantando sus grandes orejas.

Sidney es un poco asustadiza


La pequeña Sidney vagaba enferma por las calles de Sri Lanka. Como podéis ver su aspecto no era el de un perro sano. Además debía de haber sufrido algún tipo de maltrato porque cada vez que alguno de los cuidadores se le acercaba se ponía a llorar y a chillar.


Solo hay que ver las imágenes para darse cuenta de lo mucho que necesitaba ayuda esta pequeña preciosidad.


En pocos meses su aspecto cambió totalmente y su miedo desapareció. Ahora es una perrita muy cariñosa y feliz.

Milley


Miley es una cachorra que no conocía lo que es el amor de una familia. Con heridas en sus patas, una severa desnutrición y heridas por todo el cuerpo no se imaginaba que el destino le aguardaba una agradable sorpresa.


Parece mentira que estas 2 fotografías pertenezcan al mismo animal, pero así es. Unos pocos meses después Miley duerme plácidamente. Sus días penando en las calles ya solo son un mal recuerdo, ahora vive con un afamilia que la cuida y la quiere como se merece.


Iggy


Iggy llevaba media vida vagando por los descampados y estercoleros de una ciudad de Mexico. Como ves en las fotos, tenía un tumor en el ojo derecho. De no haber recibido atención medica seguramente habría acabado con su vida.


Aquí lo vemos ya totalmente recuperado de su operación ocular. No pudieron salvarle el ojo, pero si salvaron su vida. Ahora vive feliz junto con su mejor amigo en una casa donde los cuidan y colman de amor y cuidados.

Kenzi, usada para criar


Kenzie es una Cocker Spaniel que había sido utilizada para la cría intensiva de perros de esta raza. Una vez que ya no les fue útil a sus dueños decidieron abandonarla.


Por suerte para ella ahora vive en un hogar donde sus heridas han sido curadas y se la alimenta y mima a todas horas.

Chedar, desnutrido y al borde de la muerte


Cuando Chedar fue recogido de la calle apenas podía moverse. Era poco más que un esqueleto andante. Su piel estaba infectada de sarna y llena de heridas. Seguramente habría sobrevivido poco tiempo más de no se por estas personas de buen corazón.


Hoy en día, la imagen de Chedar dista mucho de aquella tan famélica que fue antes. Con un pelo envidiable y una alegría de vivir inmensa, este can corretea alegre junto a otros perros también rescatados.

Theo, abandonado por su “familia”


Los dueños de Theo lo abandonaron al mudarse de casa.Parece ser que este cariñoso animal no les hacía falta allí donde fuesen. Su pelo largo unido a tener que vagar por las cales en busca de comida hicieron que acabase con ese aspecto tan poco saludable.


Como veis ahora, Theo es un perro alegre y saludable. Su nueva familia no se plantea, ni por un segundo, la posibilidad de abandonarle. Nunca más tendrá que tener miedo y podrá ser feliz rodeado de personas que le quieren.

Y hasta aquí la historia de estos 10 pereces antes y después de ser rescatados. Ver las imágenes de su recuperación y saber que hay personas detrás de ellos me hace recuperar la fe en el ser humano. Ojalá todos fuésemos igual que estos voluntarios.