14 motivos por los que debes amar a tu padre más que a nadie


Desde que era pequeña mi padre ha sido incondicional conmigo. Siempre ha estado ahí cuando lo he necesitado -y cuando no-. Cuando era pequeña visitaba mi cuarto todas las noches para rezar conmigo, y luego cuando fui a la universidad y ahora que trabajo, visita todas las mañanas mi cuarto para saludarme, darme un beso y decirme cuánto me quiere.
Cuando no lo veo por días siempre se que está ahí, pensando en mi y yo en él. Por esto y por mucho más creo que mi papá es el mejor, y he aquí 14 razones de por qué creo eso:



1. Te enseña a ser valiente (y si te caes está ahí para atraparte)

Mi papá me enseñó a conducir un coche, a andar en bicicleta, a manejar una moto de agua y a saltar en cuerda al lago (¡lo siento, mamá!). Cada vez que tuve miedo –incluso si sólo era nadar en la parte profunda- él me recordaba: “¡puedes hacer lo que sea!”. Aún ahora me repito esta frase siempre que tengo miedo.

2. Te muestra lo que es el amor verdadero por el modo en el que trata a tu mamá

Cuando me han roto el corazón mi papá me ha enseñado que, si era lo correcto, es para mejor. Cuando él conoció a mamá no tuvo ninguna duda. Y aunque pasaron momentos difíciles después (como toda pareja) él se enamoró de ella de modo instantáneo y desde entonces nunca la ha dejado de amar. Mi papá es el mejor ejemplo de cómo un hombre debiese tratar a una mujer.


3. Siempre te hace sonreír, especialmente cuando estás mañosa

Siempre ha sido el alma de la fiesta y aunque sus bromas no siempre son divertidas (o, digamos, apropiadas) siempre logra sacarme una sonrisa.

4. Me manda mensajes adorables cuando más lo necesito

Desde que mi papá descubrió los teléfonos inteligentes no ha parado de mensajearme. A veces es sobre el clima o sobre cómo debiese llevar mis ahorros. Pero en las noches en que estoy triste y le escribo que lo extraño sé que él me responderá con cosas como: “Te amo, hija hermosa”. Siempre me sube el ánimo.



5. Te enseña a cambiar las llantas y el aceite del coche pero lo hará feliz por ti si se lo pides

O, si estás enferma, se ofrecerá a visitarte en la noche y prepararte una de sus famosas sopas de fideos con pollo. Y tú aceptarás encantada.

6. Siempre sabe mágicamente todo lo que le pregunto sobre finanzas

Si necesito saber cuánto poner en mi cuenta de jubilación o cuándo (y dónde) investir siempre recurro a mi papá porque él no sólo sabe todo lo que necesito sino que además me lo enviará por mail de forma detallada y clara.


7. Te recuerda que él sabrá cuando el tipo sea el indicado probablemente antes que tú

Aparentemente (y de acuerdo a mi papá) el hombre correcto para mi tendrá el mismo brillo en los ojos que él tuvo cuando vio a mi mamá.

8. Te dice que sí… especialmente cuando mamá dice que no

No confirmaré que mi padre y yo estamos planeando saltar en paracaídas pero tampoco lo negaré. El único requisito de mi mamá es que no le digamos cuando pase. ¡Hecho!


10. Te anima a ser independiente porque sabe que te la puedes

Él me dice todo el tiempo lo orgulloso que está que haya luchado por mis sueños siendo adulta.

12. Es el primer chico con el que bailas

…y aquél con quien quieres bailar el día de tu boda. Sé que será genial cuando baile por primera vez con mi esposo pero también sé que con él bailaré mil veces más. Por tanto el baile que más espero es ese con mi papá, aunque nos pongamos a llorar como bebés.


13. Sus paseos a cuestas no terminan, sólo cambian

Desde luego soy muy grande para que me lleve a cuestas pero al menos seguimos saliendo a aventuras.

14. Nunca dejará que olvides lo amada que eres

Puede que estés soltera, puede que temas nunca encontrar el amor, pero sé que una cosa es segura: el mejor hombre que he conocido me ama poderosa e incondicionalmente.

Visto en Thought Catalog & Imágenes de We Heart It