Se Asomaron Al Muro Del Vecino Y Vieron Como Algo Espantoso Le Estaba Sucediendo A Este Perro...

El perro que veremos a continuación no tenía nombre. Tampoco, una familia: sus dueños sólo lo mantenían amarrado a un lado de la casa. Él tenía que dormir en un suelo de concreto, sin que nadie supiera de él. Pedía ayuda, pero parecía que nadie lo escuchaba y que no había remedio.


Mientras pasaba el tiempo, los vecinos comenzaron a notar unas cosas extrañas cerca de la puerta del vecindario. Había un perro, solo, abandonado y desesperado.

Los vecinos estaban desconcertados y frustrados, no sabían que hacer. Llamaron a la policía, pero no les dieron respuesta, y el perro seguía ahí en mal estado. Finalmente los vecinos no pudieron más y fueron ellos con sus propias manos a rescatar a aquel pobre animal. Se saltaron el muro y encontraron a este perro sin nombre y maltratado.

Desde ese día su vida cambió y ahora ha mejorado enormemente. Veamos como sucedió todo.
No sólo por el hecho de ser perros les da el derecho a sus dueños de maltratarlos.


Estaba encadenado y completamente solo. Echado en el concreto. Estaba ladrando, desconfiado y clamando por su vida.


De alguna forma los vecinos le ayudaron y actuaron de inmediato, pero el problema era que el perro cada vez se desesperaba más.


Finalmente un día pudo ser rescatado con mucho esfuerzo.


Y pudo tener su propio nombre, Alfie.


Pero él se encontró a él mismo y a una nueva familia muy amorosa. Y además, un nuevo padre.



El concreto fue sustituido por un mejor lugar.


Nada de cadenas, nada de bozal.


¡Ahora tiene juguetes por todos lados! ¡Muchos, muchísimos juguetes!


Incluso tiene un hermano igual a él.


Picnic con toda la tropa reunida.


Aventuras emocionante y muchos juegos…


Sin faltar el amor y libertad. Así es como Alfie vivió sus últimos años. ¡Ahora es muy feliz!

Fuente: Petflow

No te olvides de compartir este artículo con tus amigos de Facebook.